Menú
Hamburguesa en Asturias con ingredientes asturianos

Hamburguesa en Asturias con ingredientes asturianos

No queremos sonar redundantes, pero comer una hamburguesa en Asturias con ingredientes 100% asturianos, es hacer turismo gastronómico de un bocado. En una región, famosa por su comida y productos, es cuestión de sumar uno más uno para darse cuenta que hacer una hamburguesa con productos autóctonos es un éxito seguro. Ahora la clave es descubir la combinación ganadora.

Tranquilos, no vamos a proponer una hamburguesa de compango (una bomba de relojería), ni de cachopo (aunque ya existe), ni de fabada, ni de pote asturiano (demasiado pringoso). Proponemos una serie de ideas para crear esa hamburguesa que, con solo mirarla, entonarías el asturias patria querida con la mano en el corazón.

El pan.

Tradicional, crujiente y de pueblo. Las cualidades que cualquier asturiano o aspirante a serlo pediría a una hamburguesa en Asturias. La escanda, el trigo, el maíz y el centeno algunos de los cereales más cultivados. Sólos o combinados entre sí, se posicionan como la clave para buscar el pan ideal para nuestro objetivo.

La carne. El alma de la hamburguesa.

Todos estamos de acuerdo en que lo primero que nos viene a la mente cuando pensamos en una hamburguesa en Asturias es la carne. Y cuando pensamos en carne, seguro que gritas ¡ternera asturiana! Pero no es tan fácil, ahora toca concretar qué opción es la más adecuada: ternera, vaca, toro… Y queremos plantear una vuelta de tuerca más: ¿te imaginas una hamburguesa de pitu de caleya? ¿y de gochu asturcelta? Ahí lo dejamos.

El queso. Mucho donde elegir.

Si al final elegir la carne no resulta tan sencillo, buscar el queso puede convertirse en la historia interminable. Así que para no levantar una guerra entre los amantes de los quesos sobre cuál debería llevar una hamburguesa en Asturias, preferimos dejarlo a gusto del consumidor. De oriente a occidente, de vaca, de oveja o de cabra. ¡Más de cuarenta variedades a elegir!

¿Ingrediente extra?

Lechuga, tomate, cebolla. Ingredientes habituales en las hamburguesas y por supuesto en las huertas asturianas. ¿Añadimos algo más? El beicon simplemente por su nombre no indica que, muy asturiano no es. Tenemos la opción , más rápida, de “traducirlo” como la tradicional panceta o ponernos creativos buscando un posible sustituto.

En una hamburguesa asturina podemos añadir lacón. Tierno, con un toque salado. Versátil, pues al poder comerse tanto frío como caliente, nos da mucho juego. También podemos poner un toque más picante y original con un poco de chosco y ese toque de pimentón picante que lleva incorporado. Y ya puestos a imaginar, si hablamos de picadillo podemos crear una hamburguesa que dejaría a cualquiera con todas las calorías suficientes para sobrevivir una semana.

Compartir   Compartir en facebook Compartir en twitter

Política de cookies

Utilizamos cookies propias para garantizar el correcto funcionamiento de la web y de terceros con fines estadísticos para conocer cómo los usuarios usan nuestra página y mejorar nuestros servicios. Tienes toda la información detallada en nuestra política de cookies.

Puedes aceptar la instalación de estas cookies haciendo click en "Aceptar". Puedes cambiar la configuración en cualquier momento desde nuestra política de cookies.

Cerrar